La Alegría del Juego en los Momentos Cotidianos


¿Cómo incluyes el juego en los momentos cotidianos de tu vida y la de tus hijos? Te cuento como la alegría de uno de mis hijos fue tan contagiosa que un momento cotidiano se convirtió en una experiencia familiar.

Gracias a nuestros amigos de Pepperidge Farm Goldfish crackers por patrocinar este artículo sobre lindos momentos en familia. Como siempre los comentarios, las opiniones y el espíritu juguetón son solamente míos.

Después de acompañar a su hermano mayor a una competencia de robótica, mi hijo menor expresó su deseo de construir su propio robot. A él le encanta seguir los pasos de su hermano mayor, especialmente en aquellas actividades consideradas para “niños grandes”.

El tenía una idea clara del diseño y de lo que el robot debería hacer. Estoy segura que en algún momento nos dirá que querrá participar en una de esas ferias escolares de ciencias, pero por el momento ese no era su interés.

Por supuesto, como mamá, siempre estoy buscando maneras de interesar a mis hijos en actividades nuevas y, francamente, si las actividades son STEM (Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas, por sus siglas en inglés), pues ¡mucho mejor! Por lo tanto, me emocionó mucho cuando mi hijo expresó su interés en construir un robot. En un momento ya estaba navegando en línea buscando información sobre programas de robótica en nuestra área, pensando en cómo enseñarle conceptos como “el centro de gravedad” y, sinceramente, preparándome a mí misma para entrar a la lujosa vida de madre de un emprendedor de robótica, cuando puse mis ojos en él.

En ese momento fue claro para mí que la verdadera razón de su interés, era diversión simple y pura. De hecho fue su espíritu libre, divertido y juguetón lo que llamó mi atención. Y así, sin más, comenzó a construir su robot y en minutos su alegría contagiosa me hizo acercarme, sentarme junto a él y empezar a construir también. Mi esposo pasó por la cocina y al ver lo que estábamos haciendo, sonrió y le entró a la diversión. Finalmente, cuando mi hijo mayor regresó de la escuela y nos vio, lo primero que hizo fue tomar una silla y unirse a nosotros.

Y así estuvimos por un largo rato, toda la familia reunida, sentada alrededor de la mesa llena de bloques de construcción, llantas, ligas y más, construyendo, divirtiéndonos, ofreciendo ideas. Este momento no estuvo planeado, investigado, organizado o escrito en el calendario, fue uno de esos momentos espontáneos y cotidianos que aparecen cuando nos dejamos llevar por nuestro espíritu juguetón y dejamos el caos de la vida a un lado.

Esos son los mejores momentos.

¿Has vivido momentos como este cuando dejas salir tu espíritu juguetón? ¡Cuéntanos!

¿Estás interesada en otras actividades STEM? Me dió mucho gusto ver que Goldfish crackers lo está también y tiene una serie de videos en español muy interesantes y divertidos. Te invito a verlos, seguro encontrarás cosas divertidas para hacer con tus hijos:

Sharing is caring!

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

17 Comments
Newest
Oldest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
Carivonne

Mi hija tiene legos con tema de Batman y le ENCANTAN, a su papá le gusta jugar con ella también jajaja

Marina

A mi hijo Tony le gusta mucho los legos,
pero no se porque no le intereso el clase de STEM que puede tomar el proximo ano.

Maria Sandoval

Creo que los hermanos menores siempre quieren hacer las mismas cosas que hace él menor, así pasa también con mus hijos jiji

Mayra Rodriguez

Esos bloques y la construcción son áreas que involucran todo su intelecto y las destrezas motoras. Y es una actividad super relajante tanto para ellos como para nosotros…excepto a la hora de recoger. ¡Ja, ja! Gracias por compartir tu experiencia con nosotros.

S.YISSELE

Que guapo tu Pequeño y que bueno que desarrolle sus habilidades jugando, para los niños jugar es su prioridad y así debe ser, gracias por compartir 😉

17
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x